Saltar al contenido

Las Mejores Guarderías de Barcelona

Las 3 Mejores Escuelas Infantiles de Barcelona

Guarderías Públicas de Barcelona

Buscar Escuela Infantil por Distrito

Todo lo que tu Bebé Necesita

Barcelona es la capital de la comunidad autónoma de Cataluña. Es uno de los destinos turísticos más bellos de toda España, y también una ciudad muy ajetreada cuyos ciudadanos trabajan duro para ganarse la vida. Para toda persona con niños que también trabaja, las guarderías son esenciales, pues buscan un servicio que garantice la seguridad de sus niños y un buen cuidado mientras ellos no pueden estar con ellos. Es por esto que las buenas guarderías siempre serán necesarias para mantener libres de preocupaciones a esos padres trabajadores que solo desean el bien para sus hijos incluso estando lejos. Por ello, en este artículo hablaremos sobre las Guarderías en Barcelona, para que pueda usted identificar cuál le gusta más y cuál se acopla mejor a sus necesidades como padre.

Tipos de Guarderías que puedes encontrar en Barcelona

Barcelona es la ciudad más grande e importante de Cataluña y también una de las más importantes de España, así que seguramente existen una serie de tipos de guarderías para que usted pueda escoger la que más le favorezca en determinado momento, o que simplemente sea la que mejor se adapte a las necesidades de usted y de su hijo. A continuación enumeraremos los diferentes tipos de guarderías que podrá usted encontrar en Barcelona para el beneficio de usted y de sus hijos, tomando en cuenta sus características, ventajas y desventajas:

  • Guarderías públicas: Una guardería pública es aquella que no es independiente, sino que es una institución fundada por el gobierno con el propósito de cuidar niños. La mayor parte de ellas son llamadas centros infantiles, ya que a diferencia de una buena parte de las guarderías privadas las guarderías del estado suelen incluir funciones educativas en ellas, donde tus hijos podrán formarse desde edades muy pequeñas en las áreas básicas del saber. Existen una serie de diferencias entre las guarderías públicas y privadas, y una de las principales yace en el personal. El personal de las guarderías públicas suele ser bastante duradero y no es rotado de manera constante, ya que son funcionarios públicos contratados directamente por el estado. Sin embargo, existe una desventaja bastante importante, que es que normalmente estas guarderías financiadas y mantenidas directamente por el estado suelen estar totalmente abarrotadas y no dan abasto a otros niños. Por lo tanto, conseguir un cupo para nuestros niños en ellas puede resultar bastante complicado, particularmente porque en Barcelona las guarderías se reservan el derecho de admisión de acuerdo a la distancia que deba transitar el niño para llegar al centro infantil. Sin embargo, para muchas personas de Barcelona se hace muy necesario ya que las guarderías públicas son notablemente más baratas que las guarderías privadas. Vale acotar que muchas personas buscan estas guarderías públicas por encima de sus contrapartes privadas ya que se sienten más seguros sabiendo que quienes estarán encargados de cuidar de sus hijos son empleados directamente por el estado, aunque también se debe considerar que al tener tantos niños la cantidad de cuidadores probablemente sean muy pocos comparados a las grandes cantidades de niños que deberán cuidar.
  • Guardería privada: Debido a la serie de problemas que mencionamos que tienen las guarderías públicas, la alternativa es la guardería privada. Por lo general manejan muchos menos niños, por lo que el número de cuidadores probablemente se ajustará mucho mejor a la cantidad de niños presentes en ella. Sin embargo, en Barcelona las guarderías privadas resultan un servicio extremadamente caro que no todas las familias se pueden permitir, pero suelen también ser de mayor calidad que las guarderías públicas. Sin embargo, si eres de las personas que considera que el personal debe ser estable para que los niños puedan desarrollar vínculos con el mismo, pues hay un problema con las guarderías privadas, y es que el personal suele ser rotado constantemente o simplemente es despedido con mayor frecuencia. En Barcelona existen muchas más guarderías privadas que públicas, por lo que también resultan una buena opción para evitar el hacinamiento del que muchas guarderías públicas sufren. Sin embargo, a diferencia de sus contrapartes públicas, estas guarderías no tienen un estándar de calidad ni de precios, por lo que ambos factores pueden variar enormemente de una institución a otra, por lo que el criterio del cliente deberá ser aplicado para poder escoger la mejor opción que más se ajuste tanto a sus necesidades como a las de sus hijos.
  • Bebeteca: Las Bebetecas son lugares para niños muy pequeños (desde los 0 años hasta los 6) donde los niños son motivados para tomar parte en actividades que tengan que ver con lectura, por supuesto, tomando libros de una cuidadosa selección de contenido apropiado para ellos. Es importante para el desarrollo mental de todo niño que comience a leer desde temprana edad, de manera que más adelante en su desarrollo sepa leer bien y tome gusto por el mundo de la lectura y todos los beneficios que puede traerle. Es importante tomar en cuenta que si bien hay bebetecas incluidas dentro de guarderías y centros infantiles, también existen bebetecas independientes, y estas últimas no son lugares aptos para dejar a tus hijos, pues no serán cuidados realmente. Este es un lugar ideal para acompañar a tus hijos y guiarlos en el proceso de aprender a leer y a disfrutar de una buena lectura.
  • Ludoteca: Las ludotecas son lugares donde los niños son reunidos con otros niños para tomar parte en juegos, actividades y el uso de juguetes. Jugar es importante para todo niño, particularmente si es acompañado por otros niños en el proceso, ya que lo ayudará a fomentar sus habilidades sociales y mejorará su desarrollo físico y mental mientras juega y se divierte. Al igual que las bebetecas independientes, las ludotecas independientes no son buenos lugares donde dejar solos a tus hijos, ya que no serán cuidados. Sin embargo, si resultan excelentes luigares para acompañar a tus hijos y verlos jugar con otros niños o incluso tomar parte en alguna actividad.
  • Guarderías privadas subvencionadas: Son guarderías privadas de igual manera, pero con una gran diferencia: Por cada niño que ingresan dentro de sus instituciones, reciben un cheque de subvención por parte del estado, por lo que sus costos de mantenimiento e incluso las cuotas de inscripción se reducen severamente. No son del todo comunes en Barcelona, pero las que sí existen resultan una gran opción para las personas que buscan la “exclusividad” y atención que ofrecen las guarderías privadas, lejos del hacinamiento de las guarderías públicas, sin la necesidad de pagar demasiado por el servicio. Se podría decir que son un punto medio entre las guarderías privadas y públicas, y sus características también se ubican en el medio, ya que tienen menos niños que las públicas pero más que las públicamente privadas, y son más baratas que las privadas pero más caras que las públicas. Otro elemento que debe ser tomado en cuenta es que para que una guardería califique para recibir subvenciones debe cumplir una serie de requisitos alusivos a la calidad de su servicio, cosa que garantiza en mayor o menor medida que tus hijos recibirán una buena atención por parte del personal de la misma. Ideales para aquellos que buscan un balance sin necesidad de irse a ninguno de los dos extremos.

Diferencias entre Guardería Pública y Privada

La principal diferencia que salta a nuestra atención es que una guardería pública es manejada en todos sus aspectos por el gobierno, ya sea de una manera directa siendo una institución regida directamente por la municipalidad o indirecta al ser manejada por una empresa privada que gana un concurso público, mientras que las guarderías privadas son instituciones independientes manejadas directamente por quien sea su dueño en determinado momento. En muchas partes del país, las guarderías privadas resultan más baratas que las públicas. Sin embargo, esto no aplica del todo en Barcelona, ya que está ubicada en una de las provincias más caras de todo el país. Por lo tanto, en Barcelona y Cataluña en general las guarderías privadas resultan bastante más caras que sus contrapartes públicas. Sin embargo, esto solo quiere decir que se deben tomar en cuenta otras ventajas y desventajas que normalmente no se tomarían en cuenta en otras áreas del país. Principalmente, que en una guardería pública son menos cuidadores para cada niño debido a la gran cantidad de niños que tienen bajo su cuidado. Se debe evitar en lo posible someter a los niños a condiciones de hacinamiento, y esto es más fácil si se asigna a los niños a instituciones privadas donde los infantes son menos y por lo tanto tiene más cuidadores. La decisión caería en la relación calidad de atención vs el presupuesto que se disponga para ello. Si se busca un equilibrio entre ambos, posiblemente la mejor opción sería recurrir a una guardería privada que goce del beneficio de subvenciones por parte del estado.

¿Cómo Conseguir la Mejor Guardería en Barcelona?

Existen muchos factores los cuales han de ser tomados en cuenta para asegurar que la decisión que tomes respecto a qué guardería utilizar sea la mejor para ti y para tus hijos. En un caso como ese, lo mejor que puedes hacer es analizar la calidad de la guardería que tengas en mente. Para ello, una rápida búsqueda en internet te permitirá ver las opiniones de personas que ya hayan sido clientes de esta guardería, los cuales te podrán dar opiniones al respecto. Otro factor a tomar en cuenta son las diferencias que existen entre guarderías privadas y públicas. Principalmente, que en una guardería pública son menos cuidadores para cada niño debido a la gran cantidad de niños que tienen bajo su cuidado. Se debe evitar en lo posible someter a los niños a condiciones de hacinamiento, y esto es más fácil si se asigna a los niños a instituciones privadas donde los infantes son menos y por lo tanto tiene más cuidadores. La decisión caería en la relación calidad de atención vs el presupuesto que se disponga para ello.

Precio de las Guarderías Públicas de Barcelona

Al igual que muchas ciudades en España, las guarderías en Barcelona administradas por el estado no tienen una cuota fija que se cumpla para todos los que deseen ingresar sus niños en ellas. En cambio, la cantidad a cobrar dependerá del ingreso total de la familia que desee ingresar a uno de sus niños a las instalaciones de la guardería pública.

Siguiendo esta regla, si deseas ingresar a tres niños a una guardería pública y tus ingresos anuales equivalen a la cantidad de aproximadamente 25.400 euros, tendrías que pagar 300,80 euros al mes. De la misma manera, si en cambio los ingresos anuales de tu hogar equivalen a 16.700 euros por año, tu tarifa sería de 210,56 euros mensuales. Por último, si tu sueldo está en torno a los 9.000 euros, solo te exigirían 90,24 euros, que es el mínimo a pagar.

Precio de las Escuelas Infantiles Privadas de Barcelona

Como bien dijimos antes, Barcelona es una de las ciudades más caras de toda España, ubicada en la provincia más cara del país, Cataluña. Sin embargo, resulta imposible cuantificar exactamente cuáles son los precios exactos de todas las guarderías en la ciudad, ya que esto es un número que puede variar severamente de una guardería a otra. Sin embargo, lo que si podemos decir es que las guarderías de la zona son posiblemente algunas de las más caras de todo el país. Este servicio puede resultar fácilmente en más de 400 euros siendo pagados al mes por el servicio de una guardería privada, cifra que es sumamente elevada considerando lo que se paga en una guardería pública.

Diferencia entre Guardería y Escuela Infantil

Lo primero que debemos tomar en cuenta es que la palabra “guardería” pierde cada vez más su significado original; una guardería solía ser un lugar donde simplemente se deja a los niños para ser cuidados con lo fundamental como la alimentación, mientras que una escuela infantil es una institución encargada de educar a los niños con lo básico. Sin embargo, estas guarderías cuya única función es el cuidado se hacen cada vez mas escasas, y la mayoría incluyen entre sus servicios educación básica para infantes, por lo que la línea divisoria entre guardería y escuela infantil se hace cada vez más difusa.

Ayudas para Guarderías

La comunidad de Barcelona ofrece pagar un porcentaje de la estadía de un niño en una guardería dependiendo de la renta familiar de la familia en determinado momento. Vale acotar que todos los niños podrán optar por este servicio siempre y cuando sea solicitado por la familia previamente y se limite a una actividad becada por niño. El porcentaje cubierto por la municipalidad de Barcelona obedece las siguientes cifras de renta familiar:

  • De 0 a 6.140,99 €: 90 % de todos los gastos cubiertos.
  • De 6.141,00 a 9.959,66 €: 60 % de todos los gastos cubiertos.
  • De 9.959,67 a 12.000 €: 30 % de todos los gastos cubiertos.

La municipalidad de Cataluña ofrece esto tanto para las guarderías públicas como privadas.

Qué debe Tener una Buena Guardería

Una buena guardería debe tener en primer lugar por encima de cualquier otro elemento zonas seguras sin ningún tipo de peligro para los niños. Sus espacios deben ser amplios para evitar el hacinamiento e idealmente tendrá un comedor bien equipado para garantizar la buena alimentación de los niños que estén dentro de ella.